AGENTE INMOBILIARIO

La elección de un agente inmobiliario es una de las decisiones más importantes en la venta de una vivienda o propiedad. Antes de poner en venta tu vivienda, debes conocer algunos consejos para ayudarte a encontrar la agencia inmobiliaria que te permitirá ahorrar tiempo y ganar dinero. Si vives, por ejemplo en Pucela, busca información por inmobiliarias Valladolid para seleccionar la agencia que mejor se ajuste a tus necesidades. Es importante realizar una labor de análisis sobre la experiencia y trayectoria de la agencia en el mercado. Este primer paso puede ser muy ilustrativo sobre la seriedad y el compromiso de la inmobiliaria con sus clientes. Si eres un agente del sector, estas reglas de oro también te pueden servir de inspiración para saber cómo actuar mejor.

Asesoramiento profesional

Hay situaciones en las que nos apoyamos en familiares o amigos para obtener ayuda y consejo motivados por la confianza a fin de conseguir resultados rápidos. Sin embargo, la recomendación más inteligente es que recurras a un profesional, porque te va a ofrecer objetividad, conocimientos y experiencia en todas las fases del proceso de venta de una propiedad, sin dejar opción a falsas expectativas.

Solicita información concreta sobre el plan de marketing

La agencia inmobiliaria que más te conviene es aquella que te ofrezca el mejor plan de marketing para tu inmueble. No es sólo estar presente en los principales portales inmobiliarios, sino también que disponga de una amplia base de datos de compradores potenciales, o de otros promotores interesados ​​en facilitar una venta cruzada.

Confirma que se utilizan adecuadamente las nuevas tecnologías

En la actualidad, las mejores agencias tienen potentes herramientas de marketing para promover los distintos inmuebles y conocer a fondo los precios a los que se pueden vender las casas. Una agencia inmobiliaria que no esté adaptada a las nuevas tecnologías no puede competir en el mercado inmobiliario actual.

Solicita información real y objetiva

Habla con el agente inmobiliario como si se tratase de una entrevista de trabajo. Elige el que tenga más conocimiento en la valorización de inmuebles y en las diferentes cuestiones legales. Solicita información sobre las ventas realizadas, años de experiencia en la zona, relación con colaboradores, medios publicitarios, cartera gestionada, formación, participación en asociaciones o redes profesionales MLS de inmobiliarias en Valladolid, etc.

No te fíes de las apariencias

Escoge aquella agencia que te presente los honorarios justos y asegúrate de cuáles son los costes totales que va a implicar todo el proceso de venta. No olvides que un buen profesional debe cubrir gastos como publicidad, responder a varias visitas, gestionar el papeleo, resolver cuestiones legales, etc.

Cuidado con la valoración tu vivienda

Es recomendable no elegir la agencia inmobiliaria que promete vender tu casa a un precio muy por encima del mercado. Busca una propuesta razonable y realista y no te dejes llevar por aquel agente que te ofrece el precio más alto a fin de seducirte. Confía en la oferta que sea más honesta y realista, aquí no hay atajos. Es clave que el agente inmobiliario pueda fundamentar sus argumentos con ejemplos de valoraciones según tu zona.

Investiga sobre su capacidad de negociación

Cuando te reúnas con el agente inmobiliario, observa cómo gestiona la empatía contigo, porque en el futuro tendrá que tener los arrestos necesarios para alcanzar un acuerdo con el comprador.

Transparencia en la gestión

Establece como condición estar presente en la negociación del precio con el comprador. No aceptando trabajar con multitud de ofertas de compra. El agente inmobiliario va a tener que buscar el comprador que realmente se interesa por tu casa para llegar a un acuerdo que te satisfaga. Debe haber total transparencia en el proceso de venta.

Establecer expectativas de comunicación

Una de las quejas más comunes de los vendedores es la falta de comunicación con el agente inmobiliario. Asegúrate de estar en la misma onda desde el principio. Establece cómo el agente te mantendrá informado de los avances y con qué frecuencia. No importa cuán fantástico sea el agente si la comunicación entre ambos no es fluida.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *